Saltar al contenido

Lujosa oficina y mesa de Billar en el MOP

Romero Rodríguez habría gastado $55 mil en remodelar su oficina y $3,200 más para entretenimiento, supuestamente para los trabajadores.

Los funcionarios del gobierno de Nayib Bukele hicieron de lado la austeridad y decidieron remodelar sus lujosas oficinas en plena pandemia, mientras que personal médico reclamaban insumos de bioseguridad.

De esta manera, el manejo de los fondos destinados para la crisis sanitaria, tomó diferentes rumbos y entre los más favorecidos con estos recursos han sido los ministros y autoridades de las autónomas, quienes realizaron gastos millonarios en cambios estéticos de los despachos, incluso satisfacer gustos personales.

Uno más que se sumó a la lista es Edgar Romeo Rodríguez, ministro de Obras Públicas y también presidente de FOVIAL, quien no quizo quedarse atrás e invirtió $55 mil dólares en la remodelación de la oficina en marzo del año en curso, de acuerdo a información que circula en redes sociales.

Las reformas en el despacho realizaron en marzo pasado, justo en el repunte de la pandemia, momentos en el que el presidente Bukele decía que fluiría mucho dinero en el gobierno y que sería para atender la crisis sanitaria del covid-19

Romero Rodríguez Herrera, al igual que otros funcionarios se dieron a la tarea de hacer mejorar de “lujo” en las oficinas que presiden sin escatimar costos. Algunos tildan las acciones de una competencia para ver quien tiene el mejor despacho.

A un mes de su llegada a esta cartera de Estado, Rodríguez, autorizó en julio de 2019, la compra de una mesa de Billar por un monto de $3,200, orden girada por la gerencia de Talento Humano y Cultura Institucional)

El derroche de los recursos del Estado, ha sido una constante por parte de los amigos del mandatario salvadoreño, contradiciendo la supuesta carencia de fondos con este tipo de acciones e incrementando la deuda pública.

Cabe señalar que el presupuesto asignado al Fovial en este año fue de 171,736,996 dólares ($171.7 millones), pero el titular afirmó qué hasta marzo pasado, se habían gastado $49,759,102.21, quedando una diferencia de $121,977,893.79.

Sin embargo, en el mes de abril, Rodríguez pidió una reforma que le permitiría transferir, en emergencia nacional, el dinero del Fondo de Conservación Vial (Fovial) al Ministerio de Obras Públicas, de Transporte o a cualquier entidad del Órgano Ejecutivo o instituciones autónomas, argumentando que los fondos servirán para adquirir, contratar o ejecutar bienes.

El Ministerio de Obras Públicas y Transporte (MOPT), ha sido una de las dependencias por la cual ha fluído mucho dinero, incluso en el mes de mayo se le asignó $39.4 millones del FOPROMID debido a la reducciónde los ingresos del FOVIAL.

Rodríguez fue uno de los que utilizó como medida populista y de doble moral al argumentar que “si los diputados no quieren aprobar los fondos, pongo a disposición mi salario”, escribió en su cuenta de twitter, el 18 de mayo 2020.