Saltar al contenido

Cotizaciones de AFP a la baja por pandemia covid-19

Según las administradoras de fondos de pensiones, marzo terminó con 13,333 trabajadores menos en las AFP.

Los efectos negativos del coronavirus en el sistema de pensiones ya es visible.  Los indicadores de empleo de  marzo fueron claves para analizar el  impacto  de la pandemia y de las medidas sanitarias.

De acuerdo a las valoraciones de las administradoras de pensiones, las cotizaciones que provienen del sector formal cayeron drásticamente, a pesar que aún habían empresas laborando.

Por su parte, la Superintendencia del Sistema Financiero (SSF) ya reporta una caída en la cifra de cotizantes al sistema de ahorro de pensiones. Febrero cerró con 740,924 cotizaciones  de personas, pero  en marzo, al inicio de las primeras restricciones de la cuarentena,  la cifra disminuyó  a 727,591; es decir 13,333 menos.

Con los efectos de la recesión económica provocada por el virus en todo el mundo, la industria se ha visto obligada a cerrar temporalmente, a sus pender contratos, y en el peor de los casos cesar al personal.

Businessman Calculating Invoice With Stacked Coin And Piggybank On Wooden Desk

Ante este panorama, el sistema de pensiones experimentará menos ingresos en Abril con las medidas especiales y la que ordenó el cierre de más empresas.

 Los call centers, fábricas de textiles y las líneas de producción suspendieron los servicios, mientras otras cerraron en forma definitiva las operaciones.  Esto disminuyó  las prestaciones laborales, entre ellas las cotizaciones para el fondo de pensiones.

Sin dar mayores detalles acerca de cuáles sectores productivos son los más afectados, el ministro de Hacienda, Nelson Fuentes; se limitó a decir que los fondos de pensión están recibiendo menos cotizaciones porque hay menos personas trabajando.

Rolando Castro, ministro de Trabajo, manifestó desconocer que  esas 13,333 personas que han dejado de cotizar al fondo de pensiones, hayan perdidos sus puestos de trabajo o que el contrato esté suspendido.

Para la Asociación Salvadoreña de Fondos de Pensión (Asafondos), el panorama es preocupante, ya que las proyecciones de las cotizaciones de abril podrían ser un 70 % más bajas de lo normal.

Al paralizarse las actividades económicas, la recaudación de cotizaciones para el fondo de pensiones disminuyen, dadas las complicaciones de coronavirus tanto en la salud como en el tema financiero de las empresas.